Etiquetas

, , , , , , , , , ,


Metafisica de los tubos / Amélie Nothomb. Editorial Anagrama, 2001

Metafísica de los tubos cuenta los primeros tres años de vida de un ser obsesionado por el agua que, disconforme con su entorno, adopta la inerte forma de tubo como condición existencial. Con la crueldad, el realismo y el peculiar humor al que nos tiene acostumbrados, Amélie Nothomb rememora, a través de una narración que combina filosofía y fontanería, episodios de su infancia japonesa, transcurrida en Osaka.

Que la protagonista de esta novela sea un bebé superdotado que opta por vegetar, que se autoproclama Dios y que se niega a manifestar sus emociones hasta que descubre el sentido de la vida en una barrita de chocolate y la muerte en un estanque habitado por repugnantes carpas, constituye un acto de coherencia con un universo literario en el que la obsesión por venerar el paraíso de la infancia es un tema recurrente.

 

Beckomberga. Oda a mi familia / Sara Stridsberg. Nordica, 2019

Beckomberga es un hospital psiquiátrico en las afueras de Estocolmo. Cuando Jimmie Darling es admitido en él, su hija, Jackie, comienza a pasar cada vez más tiempo allí. Cuando su madre se va de vacaciones al mar Negro, el hospital se convierte en el mundo de Jackie. El médico a cargo, Edvard Winterson, lleva algunas noches a Jimmie y algunos otros pacientes a grandes fiestas en la ciudad. Nada más entrar en el coche de Edvard descorchan la primera botella de champán en el asiento trasero. «Una noche más allá de los confines del hospital te vuelve humano», dice a sus pacientes.

 

 

Una vez caminé sobre la suave hierba / Carolina Scutti. Errata Naturae, 2019

Tras la repentina muerte de su madre, la pequeña Maja acaba en un país extranjero, donde se siente sola y desorientada. Su padre, que iba a hacerse cargo de ella, la ha enviado a casa de su tía; y aunque ésta le proporciona un techo y comida, Maja siente un profundo anhelo por algo que perdió antes de tiempo, algo que es incapaz de expresar. Sobre todo en ese mundo extraño que no permite debilidades ni singularidades. A pesar de ello, encontrará consuelo en Marek, un anciano que parece aceptarla y logra que en ocasiones se sienta como en casa: le enseña a disfrutar de la belleza del campo, de la compañía de los árboles y de los animales.

Pero, como acabamos de decir, la vida cambia en estas páginas… Llegan la juventud, la madurez y nuevas formas de amor. Y la hermosa novela de aprendizaje casi bucólica da un giro y se tiñe de ecos que recuerdan a cierto Peter Handke o a la Agota Kristof de La analfabeta, para acercarse finalmente a uno de los grandes libros del cambio de siglo: Lila y Flag, de John Berger.

 

No cerramos en agosto / Eduard Palomares. Libros del Asteroide, 2019

Jordi Viassolo consigue un trabajo de becario –temporal y mal pagado– en una agencia de detectives de Barcelona. La misión que le encargan es simple: mantener el despacho abierto durante el verano sin meterse en líos. Todo cambia cuando aparece un cliente desesperado asegurando que su mujer ha desaparecido. Se trata de una investigación aparentemente sencilla, perfecta para que el tímido e inexperto Viassolo comience a foguearse en la calle. Sin embargo, el caso se complica y el aprendiz de detective deberá alejarse de la burbuja en la que ha vivido como estudiante y empezar a poner en práctica lo que hasta ahora solo conocía de oídas.

Eduard Palomares recoge el legado del género negro barcelonés para darle una sacudida y adaptarlo a la realidad del siglo XXI: contratos basura, alquileres por las nubes, turismo masivo… El autor convierte así el crimen en una excusa para retratar con lenguaje fresco y directo una Barcelona que evoluciona a un ritmo vertiginoso, la mayor parte de las veces a pesar de sus vecinos.