Etiquetas


los-enamoradosLeer los enamorados es como ver una película clásica de cine negro, de hecho el autor después de su servicio en la Segunda Guerra Mundial en Italia colaboro don directores de cine de la escuela neorrealista: Rosellini y De Sica.

Estamos en Nueva York en la década de los 50, un hombre de casi 40 años sentado en un bar de un hotel le narrará a una joven su historia de amor con una mujer divorciada, han pasado ya unos años y queda claro que la impronta de la relación todavía está presente en él.

La historia de Alfred Hayes es una historia de amor como cualquier otra, con celos, manipulación, odio, las noches en blanco pensando en el otro. Los personajes no tienen nombre y la mujer tiene una hija de cinco años.

La causa de la ruptura será la aparición en escena de un millonario que le ofrece a la mujer mil dolares de la época por acostarse con ella, no aceptará pero a partir de ese momento pasará más tiempo con él y con la sociedad en la que se mueve, algo que la mujer ansía para ella y su hija, una estabilidad desprovista de amor y cargada de misoginia.

Los enamorados considerada una obra maestra, publicada en 1953, narrada por una sola persona, el hombre que vivió esa relación y la perdió, es una obra acerca del amor tan creíble y cercana como pocas. Felicito a la editorial argentina La Bestia Equilátera por haberla recuperado, 140 páginas de auténtica delicia.

¿Y por qué, dijo el hombre, que le había prometido una historia, mirando y sonriéndole con rara circunspección a la chica que tenía todas las ventajas de no haber cumplido cuarenta, así como todas las desventajas, por qué me siento así? ¿Qué se me perdió que parece imposible de recuperar? ¿Qué hice, dijo, para ser tan infeliz y al mismo tiempo no estar convencido de que esta infelicidad, que me define como una atmósfera, sea real o justificada?

Anuncios