Etiquetas

, ,


blitz-definitiva-191x300Sinopsis:  Beto, un joven arquitecto paisajista llega a Munich con su novia y socia Marta invitado a participar en un concurso que le podría solucionar el futuro. Pues Beto es un arquitecto que malvive en Madrid con su empresa y  debido a la crisis no le llegan muchos proyectos, más bien casi ninguno.

Al llegar a la ciudad alemana la vida de Beto se trastocará. Tras presentar su proyecto su novia le dice que le va a abandonar por un antiguo novio cantautor. Para Beto supone un duro golpe, pues Marta no sólo ha sido su compañera sentimental, sino su ayudante en la empresa. La única que se quedo, cuando el proyecto no daba más que para una persona o a lo sumo dos. Es más ambos vivían en la casa de Marta. Ahora su vida debe volver a empezar desde cero: una nueva casa, ¿podrá conservar su trabajo sin ayuda?.

Tras la ruptura, Marta abandona Munich, pero el arquitecto se niega a coger el mismo avión y le dice que ya irá en otro vuelo a Madrid.

Mientras se lame las heridas en la ciudad alemana, Helga, la traductora del concurso le encuentra en la calle y le invita a que vaya con ella, es más como no tiene hotel donde alojarse, lo acoge en su casa. Una vez allí, cenaran y ambos beben más de  la cuenta. Helga es una mujer que ha pasado los sesenta años, pero en un momento dado Beto se le insinúa y terminan en la cama. La mujer se encuentra un tanto incomoda, pues hace doce años que se separo de su marido y desde ese momento ha estado sola. Tras la noche cuando se despiertan, nuestro hombre se siente avergonzado por haberse acostado con una mujer treinta años mayor que él.

Esta sensación se evidencia cuando se lo narra a su mejor amigo, abochornado por haberse acostado con una mujer que podría ser su madre.

En nuestra sociedad cuando una mujer tiene una relación con un hombre adulto esto nunca esta mal visto. Pero si un joven tiene una relación con una mujer treinta años mayor que él, la sociedad en general casi nunca lo ve con buenos ojos. Muchos hombres creo que lo ven como un fracaso, aunque sea una relación pasajera de una noche, que muchos achacaran al alcohol. Trueba da en la diana al plantear este tema.

En la novela el protagonista se avergüenza de acostarse con una mujer que le dobla la edad. Y asocia sus arrugas y la falta de tersura en su cuerpo con cuadros de Otto Dix.

Pero el amor en muchas ocasiones no tiene edad. La novela de David Trueba aunque breve nos invita a la reflexión, sobre la crisis y sobre esos amores que en ocasiones parecen avocados al fracaso, pero esconden un brillo peculiar. Excelente novela.

Reseña en Cultura El País

Anuncios